Aplicación de tatuajes gana terreno en Lázaro Cárdenas, pese a estigma de «malvivencia»

Kantunilkín, 30 Junio (Infoqroo).- La aplicación de los tatuajes gana terreno a diario, entre los jóvenes del municipio de Lázaro Cárdenas, pese a los riesgos sanitarios que implican y el estigma de ser identificados, por ello, como delincuentes o malvivientes, reconoció el Director del Hospital integral de Kantunilkín, Federico Escudero Luis.

Sea por «moda» o arte, las personas tatuadas reconocen que tienen que sufrir un dolor “placentero” porque después, pueden “presumir” con sus amigos, sus tatuajes de la figura que elijan.

Escudero Luis recordó que el tatuarse es considerado por las familias como un tabú, postura que persiste ante la decisión de los jóvenes que deciden tener este modo de vida y que son percibidos como maleantes o “buenos para nada”.

En este sentido, pidió a quienes decidan aplicarse esas imágenes, asumir todas las medidas higiénicas, como esterilizar la jeringa que será utilizada en ese proceso, aunque sean nueva, para evitar la transmisión de enfermedades.

Agregó también que el principal problema que pueda tener alguna persona que recurre a los tatuajes son las infecciones, ya que un equipo mal esterilizado, a pesar de que las agujas sean nuevas, pueden llevar a un riesgo de contraer enfermedades por contaminación de la sangre, como la hepatitis B y C, así como tétanos.

Es por esta razón, resaltó, que una persona no puede donar sangre hasta que haya pasado un año de su último tatuaje, aunque en esta comunidad no hay registro de contagios de enfermedad alguna por esa vía.

Entradas relacionadas