El Estado, cada vez más cerca del semáforo epidemiológico naranja, dice el Gobernador

Cancún, 14 de diciembre (Infoqroo).— Esta semana será definitoria en el Estado para regresar al color naranja o continuar en el amarillo en el semáforo epidemiológico, advirtió el gobernador del Estado, Carlos Joaquín González.

En entrevista con Radio Turquesa, el mandatario indicó que la Zona Sur del Estado se ubicó el límite entre el amarillo y el naranja, pero en la Norte no se puede aún “echar las campanas al vuelo”.

“En riesgo de contagio estamos por arriba de 1, es decir, que una persona está contagiando a más de otra persona y cuando eso ocurre tenemos una tendencia ascendente, vamos a seguir teniendo mayor número de contagiados y esto, por supuesto, generará o puede generar mayor ocupación hospitalaria y mayores riesgos para toda la población”.

Luego de recordar que en el semáforo epidemiológico federal el Estado está en color naranja, dijo que se necesitaban 7 puntos para el verde.

“Habíamos llegado a 12 y estamos de nuevo en 16, estamos otra vez en el rumbo ascendente para regresar al semáforo naranja local. Llegamos a tener un riesgo de contagio de 1.3 y 1.5 y hoy estamos en 1.02 en el norte del Estado, si volvemos a naranja habrá un retroceso que nos impediría recibir más visitantes en hoteles y restaurantes, sería un retroceso en nuestra economía”, prosiguió.

Por eso era importante mantener las medidas sanitarias fundamentales para tener a Quintana Roo en la curva descendente que se venía teniendo desde semanas anteriores y que se perdió hace unos días, como el lavado frecuente de manos, el uso de cubrebocas, el distanciamiento entre las personas y acatar los protocolos en negocios, comercios, hoteles y restaurantes.

Advirtió que para las festividades de este mes, como posadas, Navidad y Año Nuevo, se impondrán medidas preventivas más estrictas que eviten un repunte como el que se ha venido dando en otras partes del país. Formuló un llamado a los ayuntamientos y a todas las dependencias del gobierno del Estado a que supervisen que se cumplan los protocolos sanitarios y, sobre toda, a las familias quintanarroenses, empresarios y a todos los ciudadanos a cuidarse y cuidar a su familia.

Precisó que no debe haber más de 10 personas en reuniones en lugares cerrados, aunque sean conocidos, de lo contrario, invita a la comunidad a denunciar esas acciones. Esta semana se hará una supervisión más profunda de negocios, como restaurantes, principalmente de sus horarios de cierre, y se pondrá atención al transporte.

Incrementamos la geolocalización de casos positivos activos y estamos llevando pruebas rápidas a esos lugares en las 10 colonias con mayor número de casos en el Estado y en sitios con una gran afluencia de gente, porque tener un mayor número de pruebas rápidas se reflejará en una mejor estadística que nos permita tomar mejores decisiones, expresó.

También hemos trabajado en la disminución de la movilidad. Durante el fin de semana se cerraron muchos negocios, pero se necesita apoyo de todos. Hace unas semanas firmamos un pacto al que se sumaron todas las asociaciones de empresariales, diferentes organizaciones y la sociedad, pero días después relajaron las medidas. Se podrá engañar a la autoridad, a quien hace la verificación, pero no al coronavirus, advirtió.

“Todavía no tenemos vacunas, no las tendremos seguramente las próximas semanas, pasarán varios meses para que podamos tener al mayor número de gente vacunada, así que tenemos que cuidarnos, advirtió.

Entradas relacionadas