Investigan en Quintana Roo origen de presunta intoxicación de turistas británicos

Cancún.- Autoridades sanitarias y turísticas de atiende la alerta sanitaria que inició el Gobierno de la Gran Bretaña por la presunta intoxicación masiva de turistas de esa nación durante sus vacaciones en la Riviera Maya.

El director del Fideicomiso de Promoción Turística de la Riviera Maya, Darío Flota Ocampo, señala que llama la atención que no se hayan reportado casos de turistas de otras nacionalidades, por lo que no se debe descartar, incluso, que hayan enfermado por alimentos consumidos a bordo del avión.

Apenas la semana pasada se dio a conocer que el gobierno de la Gran Bretaña emitió una alerta sanitaria por la presunta intoxicación masiva de turistas de esa nación.

Hoy, el gobierno de Quintana Roo dio a conocer en un comunicado que mantiene colaboración estrecha y directa con el Consulado Británico y autoridades sanitarias, por conducto de la Secretaría estatal de Salud (Sesa), para establecer las causas de la intoxicación de alrededor de 200 turistas británicos que presuntamente enfermaron en hoteles de la Riviera Maya y Cancún.

De acuerdo con la información, el Gobierno del estado precisa que por tratarse de un tema muy sensible, se pide que la información se maneje de manera responsable y con base en el resultado de estudios de las autoridades sanitarias.

«No podemos generalizar sin tener los resultados de los estudios de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris)», destacó por su parte el gobernador Roberto Borge Angulo. 

 En ese sentido, dijo que, luego de que el gobierno británico emitió una recomendación a sus connacionales que planean viajar o a quienes ya vacacionan en el Caribe Mexicano, para tomar medidas preventivas al consumir alimentos y bebidas, se iniciaron estudios en centros de hospedaje de la Riviera Maya para establecer si en realidad fue ahí donde contrajeron la bacteria Cyclospora, que provoca náuseas, fiebre, vómito y diarrea.

 -Estamos a la espera de los resultados que dará a conocer la Cofepris esta misma semana. Esa información permitirá determinar si la bacteria la contrajeron los viajeros británicos en hoteles de la Riviera Maya, que manejan un alto estándar de calidad en la preparación de alimentos- añadió.

De igual forma, insistió en que no se puede especular ni generalizar sobre el origen del problema porque eso dañaría la imagen de 24 hoteles y del destino turístico sin tener resultados contundentes.

También insistió que esperan que con el trabajo coordinado de los gobiernos y prestadores de servicios, se levanten estas recomendaciones del gobierno británico para sus viajeros.

 A su vez, Darío Flota Ocampo, director del Fideicomiso de Promoción Turística de la Riviera Maya y Cozumel, indicó que ya se llevaron a cabo visitas a los hoteles en los que estuvieron alojados los turistas británicos, se hicieron inspecciones en restaurantes y se tomaron muestras, tanto de alimentos preparados como de algunos productos que están en cámaras de conservación y de algunos ingredientes para los alimentos.

– Hay muchos lugares donde los turistas pudieron haber consumido alimentos contaminados —continuó. Dado que sólo se reportaron casos de británicos, no podemos descartar siquiera el avión en el que viajaron, a bordo del cual pudieron ingerir alimentos mal preparados- refirió.

Asimismo, explicó que se  espera que esta semana, estén listos los resultados de los estudios y que en todo caso es importante esperar esos análisis para determinar el origen de este brote que sólo afectó a turistas británicos.

 Darío Flota, quien dijo que los hoteles han puesto mayor énfasis en el cuidado y manejo de los alimentos, señaló que las recomendaciones que emitió el gobierno británico no son una alerta de viaje para persuadir a sus connacionales de visitar México.

 -Simplemente formularon una serie de recomendaciones sobre el cuidado que hay que tener con los alimentos, como evitar ingerir los que no estén cocidos y tener cuidado con cierto tipo de frutas y vegetales -indicó.

Por otro lado, subrayó que debido al periodo de incubación de la enfermedad, la autoridad federal mexicana considera roto el ciclo de contaminación, porque no se han presentado más casos, lo que significa que el brote ya está bajo control.

 Por último, Darío Flota indicó que no hay reportes de cancelaciones de viajes y pidió manejar esta información sin caer en sensacionalismos, ya que eso sólo daña la imagen de los destinos turísticos de Quintana Roo.

 Carlos Gosselin Maurel, presidente de la Asociación de Hoteles de Cancún y Puerto Morelos, ha coincidido en que la bacteria no necesariamente se encontraba en la cocina de los hoteles y que se están tomando las medidas correspondientes con la coordinación total del gobierno de la Gran Bretaña, a través de las agencias de viajes.

Entradas relacionadas

Deja un comentario