Nuevas restricciones para restaurantes serían catastróficas

Cancún, 17 de diciembre (Infoqroo).— El sector restaurantero subrayó que no es fuente de contagio, por el contrario, es un aliado en la reactivación económica, y recalcó que un cierre o nuevas restricciones serían catastróficas, incluso peor que cuando comenzó la pandemia, pues ya gastaron los ahorros que les permitieron subsistir.

En una carta abierta dirigida al gobernador Carlos Joaquín González, firmada por Juan Hernández Cabrera, presidente estatal de la Canirac, Marcy Bezaeel Pacheco y Beyra Aguirre Villegas, líderes en Cancún y Chetumal, respectivamente, señalaron que la unidad de todos los sectores es la mejor opción para hacer frente a la actual crisis.

En el caso del sector restaurantero, recordaron que implementaron el protocolo Mesa Segura, que incluye lineamientos nacionales e internacionales y, aunque implica una inversión no prevista, la asumen con la responsabilidad de garantizar protección.

El impacto por la crisis sanitaria ocasionó que 90 mil restaurantes cerraran en el país desde que empezó la pandemia y, si las condiciones siguen así, la cifra llegaría a 122 mil a fin de año.

En la misiva recalcan que los trabajadores, proveedores y dueños de restaurantes locales están desesperados, porque a pesar de los compromisos adquiridos por la industria restaurantera, las ventas se redujeron entre 60 y 80 por ciento por la ausencia de clientes.

En ese sentido, enfatizaron que los restaurantes no son fuente de contagio, como lo han dicho autoridades locales, nacionales e internacionales. El principal riesgo está en las fiestas en casa y en reuniones masivas, entre otros.

Los restauranteros, añadieron, son aliados de las autoridades, pues presentan una oferta responsable tanto para la gente que tiene que salir a trabajar y la que quiere cuidarse. Un cierre o nuevas restricciones serían catastróficos para el sector, porque las negociaciones particulares que se hicieron con proveedores o arrendadores llegaron a su fin y hay presión por ponerse al corriente, pese a que hay lugares en que ni siquiera se llega al aforo permitido.

Visita el portal fotográfico de la Agencia Infoqroomex

Entradas relacionadas